Cuántos Minutos deberían durar las Video-Lecciones de tu Curso online

Los videos son sin duda uno de mis formatos favoritos, incluso más que la mayoría de los contenidos interactivos y más sofisticados que he visto.

Pero …

¿cuándo un video es muy largo ? y ¿ cuándo un video es muy corto?

Si el formato de tu curso se basa en grabar una conferencia y lanzarla en línea, es poco probable que muchos de sus estudiantes se queden hasta el final.

¿Por qué? Porque una conferencia de 45-60 minutos es más de lo que una persona promedio puede procesar en una sesión.

Y no, no es porque la capacidad de atención se esté reduciendo. Sino que simplemente es porque es agotador escuchar un monólogo.

Por supuesto, en un entorno universitario donde los estudiantes se relacionan con compañeros y con el profesor, una hora puede ser incluso poco tiempo, pero los cursos en línea operan bajo diferentes condiciones, donde el formato de video más largo no solo es innecesario, incluso puede ser contraproducente.

Entonces, ¿cuánto tiempo deben durar tus videos de e-learning?

Lo suficientemente largo como para ser serio y lo suficientemente corto para mantener la atención de las personas.

La longitud correcta de video para un curso online depende del contexto y la aplicación.

No hay una respuesta correcta para todo el aprendizaje online, pero si probablemente hay una respuesta para los destinatarios.

Veamos algunas de las principales formas en que los educadores en línea utilizan el contenido de video.

 

1. Captar el interés en las redes sociales. (1–3 minutos)

Las redes sociales son un medio fantástico para compartir videos. A medida que tus seguidores, se desplazan hacia abajo en las noticias, tienes la oportunidad de captar su atención con el contenido.

Pero incluso aquellos que se detienen para ver tu video probablemente no se quedarán por más de unos pocos minutos. Por lo tanto, mantén los videos mas bien cortos. Incluso puedes reutilizar el contenido de ciertas partes de alguno de los videos de tu curso.

2. Introducción, ejemplos y resúmenes. (2–5 minutos)

¿Te has dado cuenta que los trailers de las películas no suelen durar más de 2 minutos?

Creo que hay una razón para esto. Suficientemente largo como para darle un sabor sin dar demasiado. Y al ser tan cortos casi no hay excusa para no verlo completo.

No se puede transmitir  mucha información en tan poco tiempo, por eso deberías  proporcionar información de capacitación muy específica, entregar un resumen breve (o una introducción) a un módulo, o hacer una vista previa de un curso, pero probablemente para llegar al corazón de tu curso, necesitarás algo más de tiempo.

3. Guías, tutoriales y descripciones generales. (6–10 minutos)

Hay algunas investigaciones que dicen que 6 minutos es la duración óptima para un video. Seis minutos es suficiente para que los alumnos absorban algo de valor, pero no tanto como para que no puedan verlo durante una pausa para el café o a la espera de la locomoción en su móvil.

Creo que 6 minutos es una duración bastante adictiva para el contenido de video, aunque quizás esté siendo influenciado por mi adición a la música, ya que ese número es también por lo general los que suele durar una canción.

 4. Contenido profundo. (Hasta 20 minutos)

20 minutos puede ser un muy buen número y lo  suficiente como para una gran cantidad de tipos de contenido.

 Ahora con videos de esta extensión hay dos cosas a tener en cuenta.

Primero, algunos alumnos no se quedarán hasta el final. Aunque es totalmente aceptable a cambio de un increíble contenido, pero esa es la clave: tus videos deben ser de primera clase para que puedas mantener el interés.

En segundo lugar, estos video mas largo  no son buenos para los estudiantes que consumen el contenido en el móvil. Un video de veinte minutos no solo se basa en una gran cantidad de datos, sino que también es un poco incómodo de consumir en un entorno público (donde se encuentran la mayoría de los estudiantes móviles).

Recuerda: los videos son de aprendizaje pasivo.

Hay una muy buena razón por la cual los estudiantes pierden interés en los videos educativos después de cierto punto, y es porque son un método de aprendizaje pasivo.

Los estudiantes anhelan la oportunidad de poner en práctica los conocimientos que acaban de adquirir. 

Una vez que ven el video, quieren comenzar a probarlo. Que, por supuesto, es la idea o debería ser la idea de nuestro material educativo.

Después de terminar de ver un video de seis minutos, los alumnos están preparados para recordar muy bien la información relevante y es probable que tengan más éxito, y eso los alentará a mirar otro video.

Esto establece un gran ritmo para el contenido móvil y el micro aprendizaje. Entonces, la próxima vez que sientas la tentación de filmar una conferencia completa en una sesión, replanteate tu enfoque.

Una conferencia de 45 dividida en siete u ocho videos será más efectiva, y lo convierte en un módulo de aprendizaje electrónico perfecto.

Pero, ojo, no se trata tan solo de tomar un video de una hora y dividirlo en 10 videos de 6 minutos, sino que debieras considerar utilizar 6 minutos para explicar una idea o un tema.

Por favor …

No tomes el tiempo como referencia de cuánto debe durar un video, sino que piensa como en 6 ó 10 minutos podrías explicar un tema.

Imagina cada video como una pieza de un rompecabeza, donde cada video es parte de un conjunto que le permitirá a tu alumno armar el aprendizaje que quieres comunicar.

Ahora ¿Cuantos minutos durará tu próxima video-lección?

¿ Listo para enseñar online ?

CURSO GRATIS

Cómo Implementar
Tu Propia Academia
para vender cursos online

Acceder al Curso